Porno Galerias Gratis Foro Contactos Gratis Videos Porno Fotos Porno Juegos Relatos Eroticos Porno Gratis SexShop Webcam Porno
   






Edad &

Crea tu perfil y conoce gente cerca de ti

ZONA PRIVADA DE MACIZORRAS




 

Webcam Porno

Webcam Porno


2005-12-03 16:28:24
Esto ocurrió cuando estudiaba en Granada la carrera, compartía piso con una compañera de clase, de esta forma el alquiler de aquel piso nos salía más barato, ella se llamaba Clara, tenía dieciocho años, era bastante liberal, morena, alta, delgadita, con bastantes senos, y el culo no estaba mal.
Muchas veces nos poníamos a ver la televisión juntas en el sofá, e incluso nos contábamos cosas, e incluso de vez en cuando vimos alguna película porno, y la comentábamos, y ella me contaba que le excitaba mucho ver esas películas, que normalmente cuando después se iba a la cama se masturbaba pensando en ellas.

Un día, estábamos viendo la televisión a altas horas de la madrugada, hasta que de repente en uno de los zapping, vimos una película porno, vimos una escena de un chico y una chica, después otra donde dos lesbianas se lamían mutuamente los coños depilados, se los comían con todas sus ganas, se daban placer hasta alcanzar el orgasmo. Ese día a diferencia de otros, tras ver esto me dijo que se iba a la cama que estaba muy cansada, esto no era normal, porque solíamos ver las películas enteras y las comentábamos, ella se fue a su cuarto, yo me quedé viéndola un poco más.

Yo sospechaba que ella se había excitado mucho con la escena, que la había puesto a tope, así que sigilosamente me fui a la cocina, desde cuya ventana se veía su cuarto, pues ella nunca echaba la ventana de su habitación pues le gustaba dormir con esta abierta. Cuando llegué, me escondí para que no me viese, y empecé a observarla, la vi en la cama, con la sabana tapándola, se estaba masturbando, estaba muy excitada, por lo que se dejaba entrever por los movimientos de debajo de la sabana, se estaba introduciendo su dedito en su vagina, lo que hacía que suspirase de placer, así estuvo un rato, después se empezó a frotar su rajita con su mano, desde su clítoris bajando por los labios de su coñito caliente hasta llegar a la vagina, con la otra mano se frotaba sus pechos. Más tarde empezó de nuevo a introducirse un dedo, pero más rápidamente, lo agitaba velozmente y su respiración se aceleraba, se estaba corriendo, tenía el buscado orgasmo, estaba muy caliente, soltaba su líquido ya que se sacó la mano y la tenía húmeda, aunque se pasó la lengua por ella, y eliminó sus restos de allí. Después se dio la vuelta y se durmió, por lo que yo también me fui a mi habitación y tras masturbarme recreando lo visto, igualmente me dormí.

Su mejor amiga se llamaba Leticia, ella igualmente era muy liberal, también estaba en nuestra clase, pero ella era de Granada, por lo que vivía con sus padres, aunque muchas veces dormía en nuestro piso, en el cuarto de Clara. Era también alta, delgadita, y el cuerpo no debía de estar mal.

La noche siguiente, estábamos viendo un programa las tres en la sala, yo notaba algo raro, pues Clara estaba como nerviosa, como si tuviera algo planeado, hasta que en un descanso de la televisión, me dijo que se iban a acostar ya, que estaban cansadas, Leticia la miró con cara de sorpresa, pero acató el deseo de su amiga y se fue con ella. Al rato vino Clara sola y me preguntó que si se podía llevar el video, que al final no tenían sueño e iban a ver una película en la televisión de su cuarto, esto me hizo sospechar mucho sobre lo que tramaba Clara, pero accedí a su petición y se lo desconecté, y después de ella irse, me situé donde el día antes vi a Clara masturbarse. Allí estaban las dos, con una camisa larga ambas que dejaban ver cuando se movían las braguitas, Clara puso la película, y para sorpresa era una porno, Leticia le dijo que era una guarrilla, pero se tumbaron a ver las dos la película.

Era obvio que Clara había preparado la película, pues la primera escena que salió era de dos chicas, las dos tenían sus coños peludos, y se los afeitaron mutuamente, las dos lo comentaban, y Leticia le dijo a Clara que el coño pelado tendría que estar bien, que a los chicos le gustaba mucho, Clara le dijo que sí, que debía de estar bien, pero que lo malo era tener que ir a un centro de depilación a hacérselo, entonces Leticia le dijo que si tenía espuma y una maquinilla ella lo intentaba, que nunca lo había hecho pero que lo intentaría, Clara se puso contenta, y le dijo que esperase que iba a ver si en el baño había algo. Yo salí celerósamente hacia la sala, y me puse a ver la televisión, Clara salió y fue al baño, después a la cocina y al rato retornó al cuarto, yo rápidamente regresé a mi sitio privilegiado.

Cuando llegué, Clara se estaba quitando la camisa, dejando ver sus pechos, pues no llevaba sujetador, estaba en braguitas, las cuales se quitó a continuación, estaba completamente desnuda, se tumbó en la cama boca arriba, y clara se arrodilló a sus pies, primero le puso un poco de espuma de afeitar por todo el exterior de su rajita, para después pasar a la parte superior, a continuación pasó a empezar a rasurarla con mucho cuidado, su chochito quedó totalmente pelado, y eso le hizo sentir un gran placer a Clara, la cual le preguntaba a su amiga que si le había quedado bonito, a lo que respondió que estaba hermoso. Después le dijo Clara a Leticia que le tocaba, pero ella se negaba, decía que no, que quedaba bonito pero raro, hasta que tras mucho convencerla aceptó, y se empezó a quitar la camisa, y después el sujetador, para después quitarse el tanga, hasta que quedó desnuda, era bastante hermoso su cuerpo, luego Clara la tumbó en la cama, y le puso la espuma por todo su coñito, a continuación empezó a afeitarlo, hasta dejarlo rapado, esto al final le gustó, y Leticia estaba contenta. Ambas estaban allí desnudas, comentando como habían quedado sus coñitos, y piropeándoselos mutuamente.

Tras un rato de charla, Leticia le dijo que tenía hambre, entonces se fue hacia una mesa que tenía allí y cogió la mermelada, que se supone que cogió cuando fue a la cocina, igualmente también había en la mesa galletas. Clara le dijo que si tenía hambre que se la echase en la galleta, que estaba muy rico, pero ella le dijo que le gustaba más de otra forma, se dirigió hasta donde estaba Clara y la tumbo en la cama y empezó a extenderle la mermelada por su cuerpo, haciéndole sentir mucho placer, para después empezar a lamerle los senos, poniéndoselos erectos, seguidamente le lamía la cintura, y con las manos le estrujaba sus tetitas calientes, Clara le acariciaba el pelo y le cogía la cabeza y la apretaba contra ella, más tarde, Leticia bajó hasta su coñito, y empezó a lamérselo como una perra, chupaba de arriba a abajo, velozmente, después se entretuvo en su clítoris, lo estaba bordando, Clara gemía de placer, estaba descontrolada, Leticia seguía dándole al clítoris, se lo lamía, se lo mordía, se lo estiraba, Clara suspiraba y apretaba la cabeza de ella contra su coñito, después Leticia bajó su lengua por la rajita, hasta que se la introdujo lo que pudo dentro de su vagina, eso hizo estallar en un gran orgasmo a Clara, gritaba sin poderlo remediar, obviamente desde donde yo debería estar lo hubiera escuchado, por lo que no se cortó, Leticia seguía dándole con su lengua al coño, tragándose lo que expulsaba, Clara apretaba la cabeza contra ella, se moría de placer. Después Leticia logró separar un poco la cabeza, y se entretuvo en el clítoris, e introdujo un par de dedos en la vagina, Clara estaba a tope, Leticia taladraba su vagina, y le lamía el clítoris, a la vez Clara con sus manos se acariciaba sus senos, dándose todo el placer que podía, hasta que no tardó mucho en volverse a correr, llenado los dedos de ella, los cuales chupó con placer, saboreando los jugos de su amiga Clara.

A continuación se levantó mi compañera, tumbó en la cama a su amiga, a la que empezó a acariciar por todo el cuerpo, después le comenzó a lamer sus tetas con ansiedad, sus pezones se pusieron muy duritos con el roce de su boca, su excitación era cada vez mayor, pasaba la lengua por los pezones, después le abrió las piernas y metió su mano en su coñito, tocándoselo, la besaba con mucha dulzura a la vez que pasaba su lengua muy lentamente por todo su cuerpo, parándose en su ombligo y bajando poco a poco, se veía totalmente entregada a su cuerpo, continuó bajando dándole besitos y mordisquitos hasta llegar a su húmedo chochito, la lengua de Clara lamía el clítoris de Leticia con mucha rapidez, su cuerpo se estremecía, después le introdujo un dedo en la vagina, para luego meterle dos, los metía y sacaba cada vez más rápidamente, con la inclinación justa para percutir el punto g, estaba muy excitada, se lo chupaba con más y más fuerza, y por su mano chorreaban sus jugos, no podía aguantar más, se iba a correr, Clara la incitaba a que se corriese, le gritaba que se corriese, hasta que Leticia soltó de su cara excitada un escueto me corro, y dio una cojetada, entonces Clara se pegó a su vagina, y empezó a tragar lo que soltaba. Después se tumbó Clara a su lado, y se la puso encima suya, acariciándose las dos, para más tarde situarla Clara a su amiga de tal forma que su coño rasurado estuviera en su boca, y tras esto comenzó a chuparlo, Leticia estaba muerta de gusto, la tenía gimiendo y suspirando como una posesa. Después Clara abrió todo lo que pudo a su amiga, y Leticia le dijo que no parara, que lamía de maravilla y que no podía más, que se iba a correr nuevamente, Clara aceleraba, e introducía uno de sus dedos dentro de ella, Clara le hacía sentir todo el gusto que le había hecho sentir ella, Leticia gritaba de placer, hasta que volvió a correrse, esta vez sobre la cara de Clara, la cual quedó completamente húmeda, y para solucionar esto, Leticia empezó a pasarle la lengua por toda la cara, para limpiarla de sus jugos.

Más tarde, se metieron en la cama, y durmieron desnuditas y juntitas. Yo me fui al baño tras esto, y me masturbé un par de veces, era mucha la excitación, y no me costó mucho vaciarme de leche pensando en lo visto, a continuación me acosté aunque me costó mucho coger el sueño solo de pensar en la escena observada.

Al día siguiente, cuando estábamos los dos solos, Clara me preguntó que si me había gustado, yo le dije que de que hablaba, y ella me dijo que no me hiciera el tonto, que si me había gustado, yo le dije que sí, y ella me respondió que se alegraba, y se fue a clases.





Autor: yo


RECIBELOS EN TU MAIL

Recibe nuevos relatos
en tu email cada dia:

BUSQUEDA
Buscador



All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. - Condiciones de uso y Aviso Legal
The comments are property of their posters, all the rest Copyright 2004-07 by me.
Todos los derechos reservados - MaciZORRAS.CoM Copyright 2004-10. Macizorras Porno