Porno Galerias Gratis Foro Contactos Gratis Videos Porno Fotos Porno Juegos Relatos Eroticos Porno Gratis SexShop Webcam Porno
   






Edad &

Crea tu perfil y conoce gente cerca de ti

ZONA PRIVADA DE MACIZORRAS




 

Webcam Porno

Webcam Porno


2005-10-11 15:26:49
Hola!, soy una chica de 29 años y leyendo las diversas historias que publican (aunque algunas poco creíbles), me he animado a compartir la mía, totalmente real y sin exageraciones aunque honestamente fue sumamente intensa.
Yo trabajaba en un Pub y aunque el uniforme que utilizaba no era un atuendo demasiado provocativo, los clientes no dejaban de mirarme de la cabeza a los pies con deseo. Uno de mis compañeros de trabajo llegó a confesarme que lo más que les atraía era mi apariencia tímida e inocente...(algo difícil de encontrar en una chica de 24 años). Así pasó el tiempo hasta que llegó un nuevo bartender al negocio, chico alto, grande aunque no exageradamente fornido, cabello negro largo, con look de rockero, de nombre Carlos...ciertamente me impactó y al parecer yo le gusté, pues desde el primer día no dejaba de entablar conversaciones conmigo y conocer de mis gustos y mi vida íntima (la cual hasta ese momento era nula), yo me sentí en confianza con él, hasta que varias semanas despues le confesé que nunca había sostenido relaciones sexuales con ningún hombre. Al parecer eso le excitó mucho pues su mirada cambió de entusiamo a una de asombro y desespero...se acercó a mí y susurrandome al oído con respiración acelerada me preguntó: ¿te estás burlando?, imposible!....¿Cómo una chica tan linda y madura no sabe lo que es verdaderamente sentir?. "VERDADERAMENTE SENTIR" esa frase me estremeció, no sé si fue por el tono seductor en que la pronunció, por lo que significaba o por la cercanía de su cuerpo con el mío, pero sentí los bellos de mi cuerpo se levantarse como víctimas de una corriente eléctrica y noté como la temperatura de mi cuerpo se elevababa, como si hubiese encendido una enorme antorcha frente a mí, aunque no estaba muy equivocada, pues sentí algo de verguenza por su reacción y al bajar la mirada pude ver como una aparentemente enorme antorcha comenzaba a dibujarse en los jeans de Carlos. El propuso que luego de salir del trabajo hablaramos sobre ello, pues le parecía muy extraño que aún yo fuera virgen. Salimos del trabajo a las 3am, me pidió que lo acompañara en su auto para platicar en un lugar mas tranquilo, pero yo preferí seguirlo en mi vehículo. Llegamos hasta un paraje solitario frente a la playa a pocos minutos del trabajo, entonces bajó de su auto, abrió el baúl de donde sacó una neverita de playa y con vasos en mano me hizo señas para que me acercara. Me confesó que había preparado "limoncillo" en el Pub antes de salir (una mezcla de licores con limonada sumamente dulce y aparentemente suave para los que no acostumbramos tomar), luego de 5 vasos ya me sentía algo mareada, pero lo que sí me extraño es que sentía un calor entre mis piernas cada vez mayor y los labios de mi vagina comenzaban a latir y a abrirse. Le confesé a Carlos que me sentía extraña, al parecer él ya lo había notado por el continuo roce de mis piernas aprisionandolas fuertemente, él me sugirió que me recostara en el auto pues probablemente era el efecto de la bebida. Me llevó hasta su auto y allí recostó el asiento trasero el cual era plegadizo, luego de acostarme el entró y colocó mi cabeza sobre sus muslos y acariciandome el cabello me decía lo hermosa que era, que deseaba hacerme sentir lo mucho que yo le gustaba...en ese momento sentí una punzada a la entrada de mi vulva, pero el no me había tocado, fue entonces que vino a mi mente la idea de que Carlos le había hechado algo a mi bebida, probablemente "spanish fly" un estimulador sexual. Carlos sabía de mi atracción hacia él pero tambien sabía de mi extrema timidez y para situaciones extremas.... remedios extremos. En ese momento gire mi rostro hacia Carlos y pude sentir bajo mi cachete su miembro duro, caliente y latiendo cada vez con mas fuerza, yo lo miré fijamente a los ojos y comenzó a acercar su rostro hacia el mío y jadeantemente me dijo: dejame enseñarte. Me gustaba, me alocaba, me excitaba y no podia ocultarlo, solo alcanze acentir con la cabeza y en un instante sus labios y su lengua abrieron los míos, yo sentí una llamarada en todo mi cuerpo que me obligo a separar su rostro del mío para decirle: espera, me estoy sofocando!. Mis palabras lo excitaron aún más p



que mas bien parecía una cama... y colocandose perfectamente junto a mí comenzo a desabotonarme la camisa mientras me decía: yo también siento calor, dejame ayudarte..... y volvía a enredarme con sus besos mientras me despojaba de mi camisa y comenzaba a meter su mano dentro de mi sostén. Todo mi cuerpo ardía y mis senos comenzaban a despertar de una manera distinta las noches de masturbación que había experiementado antes. Mis pezones comenzaban a levantarse y endurezer, cuando Carlos me mira y me dice jadeante: Hoy será cuando y nunca lo olvidaremos. Yo temblaba de la excitación y el temor del dolor que pudiera sentir en el momento de la verdad, pero mientras él se despojaba de su camisa y comenzaba a estudiar mi cuerpo con sus manos, yo mas deseos tenía de que llegara a poseerme. Me pidio que lo tocara, que lo sintiera como él me sentía a mí. Colocó mis manos sobre su pantalón y creí que su pene estaba a punto de romper sus jeans y excitado me dice: también me duele-... sus palabras me animaron, ya no era la unica que sentía una extraña sensación de dolor y deseo... comenzé a desabotonarle los jeans y bajar su cremallera, inmediatamente el sostuvo mi mano y la guió hasta entrar en contacto con su pene, ya grande, caliente y venas que cada vez se hacian mas notables y latian con mas fuerza.... sientelo-me dice- esta así por tí. Guió mi mano sobre su miembro con movimientos de abajo hacia arriba y me pide que continue mientras el comienza a introducir su mano dentro de mis panties y con movimientos circulares roza mi clitoris una y otra vez, yo...ya excitada con la bebida, me contorcionaba aún mas al contacto de su mano que baja y la adentra hasta los labios humedos y calientes de mi vagina. Lame mis senos, pasa su lengua sobre mis pezones endurecidos de excitación y comienza a succionarlos cada vez con mayor fuerza, es una sensacion inexplicable, todo mi cuerpo estaba siendo estimulado por el suyo. Se me escapa un gemido y el contesta: esto solo comienza......

Autor: Anónimo


RECIBELOS EN TU MAIL

Recibe nuevos relatos
en tu email cada dia:

BUSQUEDA
Buscador



All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. - Condiciones de uso y Aviso Legal
The comments are property of their posters, all the rest Copyright 2004-07 by me.
Todos los derechos reservados - MaciZORRAS.CoM Copyright 2004-10. Macizorras Porno