Porno Galerias Gratis Foro Contactos Gratis Videos Porno Fotos Porno Juegos Relatos Eroticos Porno Gratis SexShop Webcam Porno
   






Edad &

Crea tu perfil y conoce gente cerca de ti

ZONA PRIVADA DE MACIZORRAS




 

Webcam Porno

Webcam Porno


2008-01-24 21:16:39
Mi experiencia fue con mi maestra de preparatoria. Ella alrededor de 36 años, 1.68 de estatura, unas caderas anchas que hacían pronunciar sus nalgas bien paraditas, pechos grandes, morena clara, pelo largo ondulado y atractiva. Lo que más me gustaba de ella era su trasero, y aun más cuando se ponía pantalones de traje; resaltaban tanto que hasta se veía el contorno de sus calzones. Y era de cada clase, pues siempre se quitaba el saco para dar su clase.
Mi experiencia fue con mi maestra de preparatoria. Ella alrededor de 36 años, 1.68 de estatura, unas caderas anchas que hacían pronunciar sus nalgas bien paraditas, pechos grandes, morena clara, pelo largo ondulado y atractiva.

Lo que más me gustaba de ella era su trasero, y aun más cuando se ponía pantalones de traje; resaltaban tanto que hasta se veía el contorno de sus calzones. Y era de cada clase, pues siempre se quitaba el saco para dar su clase.

Ella daba Química, y todos mis compañeros concordaban lo rico que seria cojersela. Para mi no solo era eso, sino que me imaginaba lo sabroso que seria echársela por el ano mientras se le apretaban sus senos y besarla en el cuello. Lo que no sabía es que eso se me iba a hacer realidad.

Cundo estaba a 2 meses de finalizar el semestre, ella necesitaba de alguien para reorganizar el laboratorio donde realizábamos las practicas. Afortunadamente la demanda de voluntarios era escasa, y de los que nos apuntamos, quede yo y una compañera. Claro que después hable con la chava a solas y pues cedió a yo estar tres días a la semana y ella solo dos. Yo solo quería estarle viendo más tiempo su trasero a la dichosa maestra.

El tiempo pasó y yo me quedaba después de clase para ayudar. Todo se dio poco a poco; primero pude que ella me hablara con más confianza, saludarla de beso, después que me tomara de la cintura cuando pasaba y me saludaba y por ultimo bromear con ella.

Lo bueno llego cuando, ella percibía ya mas mis miradas hacia su trasero cuando pasaba, supongo que eso la hacia sentir bien. Un día empezó a preguntarme más de mí. Platicamos de eso y mas durante casi una hora y sin hacer nada del trabajo, yo may ya sentía su mirada mas coqueta.

Al otro DIA, yo estaba checando unas láminas que tenia que ordenar, pero tuve que preguntarle algo. Entonces ella se acerco y mientras le explicaba, ella se puso a mi lado, y sin esperarlo, agarro mi nuca pero mirando las laminas como si me estuviera poniendo atención. Yo le seguí explicándole lo que no entendía, pero entonces empecé a sentir como sus dedos me empezaban a hacer cosquillas como una caricia. Yo no dije nada, pero se me empezó a parar y lo peor es que no se me calmo hasta un rato después. Ella fingía pero bien que se dio cuenta.

Ese mismo DIA, ella se ofreció a darme un aventón. Afortunadamente vivía un poco lejos, y el paseo con ella duro bastante. Hablamos de cualquier pendejada, pero cuando llegamos cerca de mi casa, me incline a despedirme de beso, solo que cuando justo después de darle el beso en la mejilla, yo no me aleje de su rostro, ella se dio cuenta y tampoco lo hizo, por lo que nos que damos a 3 cm. de darnos un beso de boca. Me dijo que había que checar algo mañana, pero yo no me aguante y en ese momento le solté dos besos rápidos en la boca. Ella, me se me quedo viendo, me acaricio el cabello y me dijo que era mejor que me fuera con una mirada tierna, como si sintiera un poco de culpa por ese beso.

Al otro DIA, yo estaba nervioso para cuando me quedara solo otra vez con ella en el laboratorio. Pero ella lo tomo con calma y no me reclamo o aclaro nada. Pero lo bueno vendría ahora, pues ese DIA antes de irme, ella me pregunto como me sentía. Pero lo malo es que ese DIA ella tenia puesto unos jeans que hacían que se me parara, No me aguante y le dije que me disculpara pero que en ese momento sus piernas me estaban volviendo loco.

Ella entonces me correspondió, pues y se acerco y nos empezamos a besar muy suave; yo no lo pensé y también le empecé agarrar sus nalgas mientras sentía su lengua en la boca. Después ella me empezó a frotar mi verga con su mano, yo ya me la quería cojer may, solo que ella dijo que en otro lado.

Así que subimos a su coche y yo decidí manejar para irnos a un hotel. Ella me lo pidió, pues me dijo que para que no se le fuera las ganas, mientras me haría una frotada de verga mientras manejaba (chaqueta). Al llegar yo pedí la habitación y subimos.

Ya adentro nos volvimos a besar suavemente, ahora si con confianza le empecé a acariciar y apretar sus trasero, que no chinguen! con ese pantalón vaquero, sus nalgas casi hacían reventar el pantalón, por lo que sentía sus nalgas muy suaves al tacto, pero a la vez apretadito. También as levantaba y dejaba caer, y sentía como rebotaban de lo ajustado del pantalón.

Ella a la vez, me volvió a frotar la verga, hasta que ya la tenía bien parada. Después, se bajo y me bajo el pantalón y me comenzó a mamarmela, y lo hacia muy rico, ya que empezó con chupetones; después cuando la tenia toda adentro de su boca movía su lengua y cuando la sacaba lo hacia mordiéndola. Y todo eso con un ruido tronado.

Yo ya sentía que me venia, por lo que la pare y la subí nuevamente, la tome de las nalgas y la recosté en un sofá, de tal forma que sus nalgas quedaron bien empinadas. Aun no le quitaba los pantalones, pues le acaricie su cola metiéndole la mano a la altura de su pucha. Ella gemía pero lo normal, y no como cualquier película porno.

Después le baje su pantalón, y lo que ya me imaginaba, un calzón brilloso como de seda color azul, que chingon! que rica se veía!

Le empecé a lamberle y frotarle su calzón justo a la altura de su pucha nuevamente. Entonces ella empezó a gemir más fuerte, y así hasta que ya casi era un grito hasta que me dio un manazo para que parara. Pero solo la deje descansar un rato, pues solo le quite toda la ropa, le apreté sus senos y ahora si le empecé a chupar su panocha, y de igual forma, solo que ella también me mamo nuevamente la verga (69). Me acuerdo que mientras le chupaba la panocha, le veía su ano, y mi ansiedad de penetrar eso fundillo era ya más fuerte.

Antes de que me viniera, la volví a empinar y de un jalón le penetre su culo que hasta ella lo sintió fuerte, pero solo fue esa sensación, pues ella misma se empezó a mover, yo también me empecé a sacar y meter mi verga. Primero suavemente, pues quería sentir bien su culo.

Ya después solo veía como se estaba comiendo mi verga con su culo, y al mismo tiempo le apretaba sus nalgotas, me incline acercándome a su cuello para besarlo. May ella me pedía que dijera cosas ricas, por lo que le decía que me la iba a cojer hasta llenarle el culo y cosas parecidos. Ella mientras también decía en voz baja "Rico papi, rico!!!".

Así duramos un rato, la saque y nos dimos un relax. Pero después le dije "Estas riquísima pero quiero que te la comas con tu ano". Ella no accedió, pero como clásico molon, me acosté encima de ella y le empecé a frotar su culo, después subí la mano y le empecé a querer meter el dedo en el ano mientras le murmuraba suavemente, diciéndole que le iba a gustar mucho. Ella mientras me agarraba mi verga con una mano y con la otra me quitaba mi dedo de su ano, como si estuviéramos jugando.

Pero tanto le seguía, que por fin dejo de quitarme el dedo y dejo que le metiera el dedo. Así que se lo empecé a picar y poco a poco hasta que ella se calentó, y ahora si ya empecé a tratar de meter mi verga en su ano. Al principio no podía, pues lo tenia bien cerrado, así que le volví a meter el dedo hasta que se abrió un poco mas, y después mi verga.

Ahora si iba a cojermela como puta, pues mi fantasía con ella era como ya lo había descrito, apretarle los senos con las manos mientras le metía mi verga y besarle el cuello. Ella empezó a gemir diciendo que le dolía, pero que lo aguantaba, seguía gimiendo y yo apretándole los senos. Que rico ya de un rato, su ano ya se sentía más flojo, pero aun apretaba mi verga al sacarla.

Empecé a hacerlo mas fuerte, sentía como se ponía cada vez mas caliente y húmedo por dentro, en ocasiones la dejaba unos ratos adentro y apretar la verga. Fue delicioso, para cuando ya sentía que me venia, ella ya decía groserías (como "Ah! Ah!, en mi pinché anote!!", "¡Acábatelo!") Y gimiendo como puta, la cama sonaba cada vez más y sus senos ya estaban duros y rojos de las pellizcadotas que le estaba dando.

Cuando sentí que me venia, la voltee boca abajo rápidamente para estar totalmente encima de ella, ella soportaba mi peso y con mi verga en su ano. La tome del pelo le levante tantito la cabeza y le empecé a sacarla y meterla mas rápidamente hasta que sentí como mi leche empezó a brotar dentro de su ano, se sentía todo viscoso, caliente sonaba los viscoso que se empezó a escurrir.

Para cuando la saque, la tenia empapada de mi propia leche y del jugo de ella. Ella se volteo y agarro mi verga, no la mamo, solo la empezó a bombear para que saliera toda. Y ya solo me dijo que le hubiera guardado algo para su boca.

Así termina mi relato, aunque medio mes después me la volví a cojer, solo que may si hice que se los tragara. Desde entonces busco relaciones donde ella acceda a ser penetrada por el ano. Y es que es algo riquísimo.

Autor: SErTitan


RECIBELOS EN TU MAIL

Recibe nuevos relatos
en tu email cada dia:


All logos and trademarks in this site are property of their respective owner. - Condiciones de uso y Aviso Legal
The comments are property of their posters, all the rest Copyright 2004-07 by me.
Todos los derechos reservados - MaciZORRAS.CoM Copyright 2004-10. Macizorras Porno